Palabras de madrugada

Generosa noche
arranca de mi ser
la vanidad
entre tus bordes imperfectos
y el secreto de la sombra,

vuelve tu mirada,
piadosa de silencio a mi cadáver,
no puedo imaginar la soledad
debajo de la tierra que me nombra.

sábado, 26 de junio de 2010

No me hagas decir de nuevo...

"Voy por esos días sonámbula y transparente...”
Alejandra Pizarnik




No me hagas decir de nuevo
cuantas batallas he perdido.

He bebido tanto frío,
he despertado tantas veces temblando
al borde de cada sueño,
y sin embargo
los días llevan un sol que no me pertenece.

Llamo a los locos,
llevan la voz de mi conciencia impuesta
sobre la espalda de mil gorriones.

En mis manos... el comienzo,
heme aquí, poblando la morada de un silencio
-dejaré insepulta la palabra-
y no necesitaré razones...

No me llores todavía...

"Escribo contra el frío y el miedo. En vano escribo".
Alejandra Pizarnik


Ya no quiero licencias,
todo lo conseguido me despuebla.

Ves, detrás de mi vida
los pájaros imitan el silencio,
y no me crees,

justo hoy me vestí de blanco
para seducir a los Dioses,
y el orgullo de mis miedos
interrumpe estos versos.

No te vayas,
llevo la orfandad inconclusa,
la infamia de ser sombra
en el paso detenido,
y no me crees.

No me llores todavía,
quizás pueda escapar a mi propio derrumbe...

domingo, 12 de abril de 2009

Despojada de privilegios


Apenas la noche...

tan cosmopolita como mi resignación
se desnuda,
mis manos flojas
dejan caer un silencio
que alivia el aire.

Soy tan solo yo,
despojada de privilegios
la que camina,
la que avanza
abrazada a una ceguera
que lastima la oscuridad
sólo buscándote.

No estoy cansada
y jamás hago trampas
cuando muero en una estrella.

No voy a darme el permiso
de cerrar este libro
hasta que no lea su final.